logo

12 castillos en los que te puedes hospedar… y que tu bolsillo puede pagar

Escrito por Daniela Gonzalez

Todos nos hemos preguntado, en un momento u otro, ¿qué se sentiría vivir en un castillo? Recorrer los pasillos de reyes y reinas, pasear por los jardines como miembros de realeza, y sobre todo – cenar como príncipes.

Yo sé que a mí, por lo menos, me hubiera encantado ser una princesa. O sentirme como una, fuera de mis disfraces de Disney. ¿Por qué no cumplir este sueño? Aquí te presentamos 12 castillos que te recibirán con los brazos abiertos, y te harán sentir como si en verdad estuvieras en casa.

Château de la Caze

 

Este castillo francés, ubicado en Sainte-Enimie, fue construido en el siglo XV. Los mejores cuartos están localizados en la parte superior, donde se puede salir a recorrer la terraza para ver el río Tarno. Los salones y corredores están adornados con tapices, antigüedades y piezas artísticas. Si el clima es favorable, entonces recomendamos cenar en el restaurante de la terraza, con hermosas vistas al río de un lado y montañas increíbles del otro. Te garantizamos que en este castillo te sentirás como la Bella… o si prefieres, como la Bestia. Es tu elección. Sólo una aclaración: en este castillo francés, los juegos de té y cubiertos no hablan. Qué lástima.

Castillo Dalhousie

 Captura de pantalla 2015-03-13 a la(s) 12.26.31

En Edimburgo, Escocia, dentro del panorama del Río Esk, encontrarás este hermoso castillo de piedras rojas. Fue construido en 1450, y en sus defensas principales se pueden observar los parapetos donde se defendía el castillo con aceite hirviendo. Su mayor tesoro: la biblioteca, ahora un punto de reunión para verse antes de cenar en el elegante restaurante, localizado en un calabozo rodeado de barriles. Si quieres experimentar el castillo como todo un rey, te recomendamos pedir un cuarto temático (psst – hay uno que tiene un pozo de más de 500 años). Y, si quieres sentirte como un protagonista de Harry Potter, puedes visitar la halconería, donde podrás observar a lechuzas, halcones, busardos, y águilas. Quién sabe, tal vez hasta podrías mandar tu carta a Hogwarts…

Castillo Pergine

Captura de pantalla 2015-03-13 a la(s) 12.56.02 

Una verdadera experiencia medieval te espera en Trentino, Italia. Este castillo, construido en el siglo XXIII, tiene vistas impresionantes del valle Sugana y el lago Caldonazzo. Los cuartos son modestos y cómodos, pero quien se roba el espectáculo es – como era de esperarse – la cena; una verdadera cocina italiana. Alrededor del castillo podrás esquiar en agua, escalar montañas, y tomar un recorrido en caballo, como un lord de verdad. Además, en la época de invierno disfrutarás de un hermoso paisaje nevado. ¿Qué más necesitas para sentirte como realeza?

Castillo Talabgaon

Dentro del corazón rural de Rajasthan, en Dausa, India, hay un fuerte que se erigió en 1818. Sus paredes blancas, su rica arquitectura y sus interiores ornamentados te transportarán hacia las mismas páginas del mágico Ramayana. Los cuartos son grandes y aireados, por lo que una dulce brisa siempre te acompañará dentro de esta fortaleza. Si eliges pagar un poco más, puedes obtener un cuarto con un jharokha tradicional – un balcón privado con vista al jardín. Muy parecido al de la princesa Jazmín (para todos aquellos fans de Disney).

Además, cuenta con una piscina para relajarse dentro de los jardines. Para aquellos de tendencias más aventureras, el Parque Nacional Ranthambore, donde podrás ver tigres, se encuentra muy cerca. Otros tours en camello y caballo también están disponibles. Nada mal para sentirse como la realeza de la India.

Schloss Kapfenstein

 

Austria es un lugar de famosos castillos. En Viena, puedes visitar uno de los más famosos – el Schloss Schönbrunn, castillo de la amada princesa Sissi. Pero, claro está, quedarse en este castillo estaría fuera del presupuesto de cualquiera. Por esto, te presentamos otro castillo, localizado en Kapfesntein, el cual se encuentra construido encima de un volcán extinto, con vistas increíbles de los viñedos de Styria, muy cerca de Hungría y Eslovenia. Esta fortaleza data del siglo XXI, y fue hecho para la protección contra los Hunos y los turcos. Está decorado en un estilo rústico y local. Sin duda, podría haber sido el castillo de verano de la famosa princesa. Y, ¿por qué no? De ti también.

Parador de Oropesa

España tiene unos de los castillos más hermosos de Europa. Esta construcción de forma cuadrada se erigió en 1402, y fue el primer parador – una estructura histórica utilizada como hotel – de todo el país. Los cuartos son espaciosos, y las vistas son inigualables: adornarás tus ojos con el valle, la aldea más cercana y las montañas Gredos.

Markree Castle

Irlanda es un país de mucho folklore y una cultura extremadamente rica. Este inmenso castillo de cinco pisos se construyó en 1802, y ocupa 500 hectáreas de verde follaje en Collooney, en el contado Sligo. Está decorado con muebles antiguos y baños modernos (gracias al cielo). Pero lo mejor de todo: todos – y repito, todos – los cuartos tienen vista al exterior, así que sin importar dónde te hospedes, podrás admirar el paisaje del campo irlandés. Y para todos aquellos deportistas marítimos: la capital de surf de Irlanda, Sligo, está muy cerca. Así que podrán ser tanto reyes del castillo como del surf.

Schloss Sommersdorf

Captura de pantalla 2015-03-13 a la(s) 13.07.17

Este castillo, técnicamente hablando, no es un hotel. El dueño, Dr. Manfred Baron von Crailsheim, creció aquí, y ama compartirlo con sus huéspedes. Este pequeño castillo del siglo XXIV localizado en Burgoberbach, Alemania, es pequeño y cómodo, y cuenta con áreas comunes para convivir y formar parte del encanto del Viejo Mundo. Podrás llegar a codearte con el barón, e inclusive pedirle ver su colección de carros clásicos.

Castello di Ripa d’Orcia

Otra belleza italiana te está esperando, esta vez en Castiglione d’Orcia. Este castillo, erigido en la cima de una colina, requiere un poco de esfuerzo para poder llegar – casi 5 kilómetros para poder llegar. Pero vale la pena. Las vistas hacia el viñedo y los olivares de la toscana son una de las mejores recompensas de la travesía hacia el castillo. También, conocerás a la familia Piccolomini, quienes han sido dueños del castillo desde 1400, y podrás probar el delicioso aceite de oliva extra virgen y el tan amado vinsanto, los cuales puedes comprar en este lugar. Créenos, vale la pena ir.

Kasteel Wittem

Los Países Bajos no se quedan atrás en cuanto a hermosos castillos. En Wittem, el castillo, Kasteel Wittem, ocupa casi ocho hectáreas de territorio en la hermosa provincia de Limburgo, rodeada de colinas y campo. Al llegar a este castillo de 300 años de antigüedad, los dueños te recibirán como un verdadero rey – con un vaso de champaña y tus aposentos listos, esperándote. Es un encantador lugar, donde también podrás conocer las ciudades históricas cercanas de Maastricht, Aachen, y Liège.

Definitivamente, visitar cualquiera de estos castillos (o todos, no nos oponemos), harán sentir a quien sea como un príncipe, rey o reina. Después de todo, ¿cuántas personas pueden decir que han dormido en los aposentos de un castillo? Tú podrías ser uno de esos pocos. Piénsalo. O mejor, no lo pienses… sólo ve.

Hasta aquí los 12 castillos donde puedes hospedarte – y pagar. Si te gustó este artículo, ¡por favor compártelo!

 

loading...


Leave a Reply