logo

Los túneles más escalofriantes

Escrito por Daniela Gonzalez

Hay ciertos túneles que no tienen ningún tipo de luz al final. Son lugares pequeños, oscuros y tenebrosos. Ya que el ser humano ha utilizado los túneles desde hace siglos, no es de extrañar que muchos hayan perdido sus vidas dentro de uno.

El hecho de que mientras más se adentra uno, menos luz hay, es algo tanto fascinante como escalofriante. Y hay túneles que, además de cierto horror, tienen historias.

 

Te presentamos los 10 túneles con las historias más escalofriantes.

 

El Túnel de los Gritos

Captura de pantalla 2015-04-14 a la(s) 13.19.29

En las Cataratas del Niágara, se encuentra un túnel conocido como El Túnel de los Gritos, o The Screaming Tunnel. Una joven chica vivía en una granja ubicada al sur del túnel. Las versiones sobre su muerte varían. Una dice que su casa se incendió, y ella huyó con la ropa en llamas hacia el túnel, donde murió. Otra dice que su padre prendió a la niña en llamas, y la dejó para morir en el túnel. Una última declara que la chica fue violada en el túnel, y que para ocultar la evidencia, quemaron el cuerpo.

 

Independientemente de la versión, la leyenda cuenta que si uno se para en el centro del túnel y enciende un cerillo, éste se apagará. Y después, escucharás los espeluznantes gritos de una muchacha.

 

 

El Túnel del Fantasma Azul

flickr-blue-ghost-tunnel

Un investigador paranormal quería encontrar el Túnel de los Gritos, pero perdió su camino. Encontró el Túnel Merriton, una estructura en la ciudad de Thorold, en Canadá. Ahí, vio una extraña neblina azul. Cuenta la leyenda que los fantasmas de este lugar son dos ingenieros de rieles, que murieron cuando las locomotoras que operaban chocaron en 1903. Uno de los hombres sufrió quemaduras en el 90 porciento de su cuerpo, y murió en un hospital cercano. El otro se desfiguró en las calderas, muriendo al instante. Cuando intentaron sacarlo, sus piernas se quedaron atrás.

 

Quizás estos dos ingenieros nunca pudieron encontrar la manera de salir de este túnel.

 

 

El Túnel Sensabaugh

Captura de pantalla 2015-04-14 a la(s) 21.34.42

En Tennessee, el túnel Sensabaugh era parte del camino en 1920. Fue nombrado por su dueño, Edward Sensabaugh. Hay varias versiones sobre qué sucedió en el túnel. Una cuenta que Edward dejó que un hombre indigente entrara a su casa como un acto de caridad. El hombre intentó robarse joyas, por lo que Edward lo enfrentó con una pistola. Entonces, el indigente tomó a la hija bebé de Edward como escudo, y huyó de la casa. Al escapar, entró al túnel y ahogó a la bebé. Otra versión cuenta que el Sr. Sensabaugh estaba loco, y mató a toda su familia, escondiendo sus cuerpos dentro del túnel.

Si entras al túnel y apagas tu automóvil a la mitad, no volverá a encender. Escucharás los llantos de la bebé, y los pasos de Edward viniendo hacia ti.

 

Parque Victoria, Brisbane

049

En Australia, debajo de un paso de trenes, se esconde el fantasma de una monja, el cual mide alrededor de tres metros. Fue visto por primera vez en 1903, y la segunda en 1932. Pero en 1965, la impresión del público fue más grande. Después de haber sido vista 4 veces en diez días, la población escuchó sobre los reportes del fantasma, y más de 5,000 personas llegaron al túnel a esperar a que la monja apareciera.

 

Nunca se le volvió a ver.

 

Túnel Moonville

Captura de pantalla 2015-04-14 a la(s) 21.45.35

En Ohio, en el pueblo de Moonville, se construyó un túnel para crear un atajo hacia Cincinnati, el cual fue utilizado para transportar carbón y arcilla. Pero el túnel parecía una trampa de muerte: era delgado, y llevaba hacia un caballeta encima de un alto cañón, la cual era por sí misma lo suficientemente ancha como para adaptarse a las vías del tren. Ya que era un gran atajo en cuanto a ruta, por lo menos 5 personas murieron utilizando el túnel al ser embestidas por un tren. Hoy, nadie usa este atajo, excepto un fantasma. Se dice que fue un hombre que al ver el tren, movió su lámpara para que éste se detuviera. El tren nunca paró. Hoy, hay reportes de una compañía de vías que indica a sus conductores que no se detengan si ven luces dentro del túnel. Ya que el fantasma continúa queriendo detener el tren.

 

Túneles del Camino del Campamento de Oro

Captura de pantalla 2015-04-14 a la(s) 21.46.21

El Camino del Campamento de Oro, o Gold Camp Road, es una larga ruta que recorre el centro de Colorado. Mide 56 kilómetros y tiene tres túneles. La leyenda cuenta que un autobús escolar estaba pasando por aquí, cuando el túnel colapsó encima del autobús y mató a todos los que estaban a bordo. Hoy, puedes escuchar las risas de los niños en los primeros dos túneles… pero si te encuentras en la entrada del tercero, escucharás sus gritos. Cuando entres, encontrarás extrañas marcas de manos pequeñas en tus ventanas.

 

Túnel Hoosac

Captura de pantalla 2015-04-14 a la(s) 21.49.21

En Massachusetts, el Túnel Hoosac fue inaugurado en 1876, convirtiéndose en el túnel más largo de Norte América, y el segundo más largo en el mundo. Sin embargo, las explosiones dentro de las montañas le brindaron un terrible apodo: La Fosa Sangrienta. En una ocasión, una fuga de una lámpara de gas sentó base en el fuego de una vela, lo cual causó una explosión en el túnel principal. Murieron trece personas, las cuales, debido a una inundación causada por la explosión, subieron hasta la superficie. Durante el proyecto, el cual duró 24 años, murieron 195 personas. No sería sorprendente que algunos de ellos quedaran atrapados por siempre en este sangriento túnel.

 

Túneles Shanghai

Captura de pantalla 2015-04-14 a la(s) 21.51.45

Durante aproximadamente un siglo, en la ciudad de Portland, Oregon, se cometían actos de “Shanghai”: se secuestraban a los hombres, y se les forzaba a trabajar en barcos con destino a Asia, y a las mujeres se les enviaba a Asia como prostitutas. Se dice que las víctimas eran encerradas en el sistema de túneles debajo del Centro Histórico de Portland. Cuando bajas a los túneles, varias voces te dirán: “huye, sal de aquí”. Otras, de manera más preocupante, te susurrarán “quédate”.

 

Túnel del Toro Grande

097

Este túnel fue construido en el siglo XVIII en Virginia, y es el hogar de apariciones hostiles. Cuando un tren se averió en la entrada del túnel en 1905, tres hombres bajaron para colocar avisos del otro lado del túnel. Uno de los trabajadores regresó corriendo, declarando que había oído ruidos que “ningún hombre podría soportar”. Sus dos colegas fueron a investigar, y escucharon gemidos y gritos de dolor que venían de las paredes. Uno preguntó qué pasaba, y recibieron dos respuestas. La primera decía: “quítenme este horrible peso del cuerpo”, y la segunda voz dijo: “están bebiendo mi sangre”.

 

Túnel Church Hill

Captura de pantalla 2015-04-14 a la(s) 21.57.53

El túnel de tren colapsado de Richmond, Virginia, tiene la fama de múltiples apariciones y sonidos. En 1925, 200 hombres estaban trabajando en el túnel, en carritos planos empujados por una locomotora. El techo colapsó, aplastando la locomotora, causando una explosión de vapor. La locomotora y muchos de los cuerpos continúan en el túnel, el cual fue después tapado con arena, y bloqueado con concreto para evitar el acceso. Ha habido reportes de múltiples sonidos, como voces que susurran “sáquenme de aquí”, sonidos de excavación y el pitido de la locomotora en movimiento. Quizás los trabajadores están atrapados por siempre en el mismo horrible escenario.

 

 

Estos pequeños y claustrofóbicos lugares tienen historias realmente espeluznantes. Si hay personas que quedaron atrapadas en estos terribles y oscuros lugares, quizás para ellos nunca habrá una salida, una luz, o siquiera, un final.

 

Y tú, ¿te atreverías a visitarlos?

 

Si te gustó este artículo, ¡por favor compártelo!

loading...


Leave a Reply