logo

Piérdete en el torbellino de colores que es Xochimilco

Escrito por Daniela Gonzalez

Ir a las trajineras es una experiencia que puedes vivir dentro de la Ciudad de México – sin casetas por pagar ni vuelos que tomar. Por eso nos aventuramos en una tranquila tarde de domingo, documentando todo para tu deleite ocular.

Al llegar, tus sentidos se ven asaltados por un súbito estruendo de colores, acompañado de los deliciosos olores de las quesadillas y las micheladas.

IMG_5901IMG_5919

Al recorrer el puerto, tus ojos son capaces de admirar que cada trajinera es única y maravillosa, formando entre todas un magnífico arcoiris mexicano, flotando suavemente sobre el agua.

IMG_5903 IMG_5905 IMG_5906 IMG_5908

Una vez arriba, no solamente te ves rodeado de los colores de tu trajinera – sea cual sea su especial nombre – sino también de las trajineras de los vecinos, comparando siempre tonalidades y apellidos.

IMG_5904 IMG_5914

La Isla de Las Muñecas te espantará, con sus tétricos adornos de muñecas desgastadas, mientras que agradecerás el paso de los pequeños botes que venden pulque de sabores y micheladas preparadas con el picoso y dulce chamoy alrededor.

IMG_5906 IMG_5917 IMG_5915

Si tienes suerte, podrás conseguir que suban mariachis a tocar en tu lancha, haciéndote cantar estruendosamente las canciones que hacen que a cada mexicano le vibre la sangre de orgullo.

IMG_5909

No sólo vas a tomar cervezas u otras cosas. Vas a disfrutar, a sumergirte en un torbellino de colores, de folclor y de misticismo. Mejor que cualquier góndola veneciana, ¿o no?

IMG_5910 IMG_5907IMG_5916

Sin duda alguna, Xochimilco es un lugar mágico.

IMG_5918IMG_5911

Y si vas con tus amigos, mejor.

loading...


Leave a Reply